Las fases del ENSO

El fenómeno del ENSO fue descubierto en aguas del Perú, te contamos desde este país cómo diferenciar las dos principales fases que posee.

Los primeros registros del fenómeno del Niño fueron en aguas peruanas a finales del siglo XIX, cuando los marineros notaron un ligero aumento en la temperatura en sus corrientes frías a finales del año, momento que coincidía con el nacimiento de Jesús en la religión católica y por ello le nombraron el Niño a este fenómeno.

En la actualidad cada país ha avanzado en el conocimiento del ENSO, dependiendo de su fase cálida o fría, puesto que ahora conocemos la importancia que tiene esta oscilación como regulador del clima y el tiempo.

Cada fenómeno de la Niña o Niño son diferentes, sin embargo, existen algunos patrones que se han logrado identificar, por ejemplo, para México en un año La Niña como en el que nos encontramos los inviernos suelen ser más crudos, además existe una mayor incidencia de ciclones tropicales en el Océano Atlántico.

Mientras tanto, en el fenómeno de El Niño existe una marcada disminución en la precipitación, por lo que las sequías aumentan. Es importante que sepas que cada fase afecta de forma diferente a las regiones del país, por lo que te recomendamos mantenerte atento a los avisos que Meteored emite al respecto.