Fuerte tormenta ocasiona inundaciones en Estambul, Turquía

Intensa tormenta deja inundaciones, fuertes corrientes de agua, daños, pérdidas materiales y al menos un fallecido; barrios y lugares emblemáticos como el Gran Bazar sufrieron afectaciones.

Omar Payan Quinto Omar Payan Quinto 19 Ago 2019 - 17:09 UTC
Cientos de comerciantes se vieron afectados producto de la inundación.

Severa precipitación que se presentó el pasado 17 de agosto en Estambul, Turquía ha provocado a su paso inundaciones, daños materiales y al menos una persona fallecida. La cual según información, vivía en la calle. Las fuertes lluvias ocurridas ocasionaron que gran cantidad de agua corriera por las calles durante un periodo aproximado de dos horas. Autoridades reportaron que varios vecindarios, entre ellos el Gran Bazar se vieron afectados por el acumulamiento importante de agua, producto de la tormenta.

Se informó que la lluvia comenzó temprano el pasado sábado, y que incrementó su intensidad alrededor de medio día. Imágenes mostraron cómo el nivel del agua en El Gran Bazar llegaba a los tobillos de comerciantes y cómo estos buscaban salvar sus mercancías, así como realizaban limpieza y desalojaban sus tiendas y los corredores entre los locales. También locatarios buscaban destapar un registro mediante el cual se drenaba la inundación.

Una persona sin hogar fue encontrada sin vida en la zona de Unkapani (en el lado europeo de la ciudad) debido a la inundación, según informó el portavoz del municipio de Estambul.

Se reportó que varios caminos a través de Estambul, incluidos tramos de carreteras en las orillas del distrito de Bakirkoy, y un segmento de una de las principales autopistas de la ciudad, también quedaron bajo el agua, conforme al reporte que transmitió el Centro de Coordinación de Desastres (AKOM) del municipio de Estambul.

También sufrió afectaciones un paso subterráneo

La tormenta también ocasionó inundaciones en un paso subterráneo en donde se localizan varios comercios dentro del barrio de Eminonu. Las imágenes que se transmitieron a través de diversos medios mostraron cientos de productos (entre ellos libros) flotando en el agua, mientras diversos comerciantes buscaban con prontitud despejar el área para volver cuanto antes a la normalidad.

Conforme a los pronósticos meteorológicos se esperaba que continuaran las lluvias, al menos durante el transcurso del domingo 18 de agosto, aunque no de la misma intensidad con que se presentó el pasado sábado.

Publicidad