Tragedia en Pakistán, producto de una ventisca

Conforme a la información vertida, una turista quedó atrapada en su automóvil durante horas por una tormenta catalogada como "sin precedentes"; ella relató que vio delante la muerte mientras esperaba ayuda.

Medios internacionales han informado sobre la severa nevada ocurrida en Pakistán; producto de ello fue que miles de paseantes apresuraron a ver este evento meteorológico de inverno en la cima de una colina, cerca de la ciudad de Murree. Sin embargo, una tormenta de nieve sucedida el pasado viernes derribó árboles y bloqueó las carreteras que permiten la entrada y salida al norte del sitio descrito.

Samina, fue una de las muchas personas que acudían a apreciar el blanco paisaje. Ha trascendido que cerca de 1,000 vehículos quedaron varados y que por lo menos se registró el lamentable fallecimiento de 22 personas, mucho de ellos familiares entre sí.

Acumulados de hasta 1.5 metros

Tariq Ullah, funcionario de la ciudad de Nathiagali, cercana a donde ocurrieron los hechos, dijo que en la precipitación registrada se acumularon 1.5 metros de nieve en unas pocas horas. Ullah, dijo a una agencia de noticias internacional: “fue algo sin precedentes. Había fuertes vientos, árboles arrancados de raíz y avalanchas. La gente a los alrededores se encontraba aterrorizada”, concluyó.

Entre las personas que tristemente perdieron la vida, se encontró a un niño de 10 años, informaron los servicios de emergencia. De igual manera, se ubicaron dos familias: una de cinco y otra de ocho integrantes. Las autoridades se siguen preguntando cómo es que se pudo permitir que esta tragedia sucediera.