Deslizamientos de tierra o lodo, fuerte riesgo en temporada de lluvias

Últimamente los desastres naturales se han vuelto mas severos, ocurren en todas partes del mundo y algunas regiones son más vulnerables que otras, estos se convierten en desastres cuando las vidas y los bienes de las personas se destruyen.

Úrsula Pamela García Úrsula Pamela García 14 Jun 2019 - 02:23 UTC
Deslizamiento de tierra en la autopista de Medellin-Bogota, Colombia, durante octubre del 2016. Fotografía: Ingeniería Civil Free.

Los derrumbes y aludes son eventos generalmente inesperados, los hay de diferentes tipos, suceden de forma local y generalmente su origen se relaciona con precipitaciones intensas que ocurren regularmente en la temporada de lluvias o al final de la época invernal; cuando la nieve o los témpanos comienzan su proceso de derretimiento, el líquido vital que proviene de los cristales de hielo influyen en la saturación del suelo suavizando o transformándolo en lodo.

Según estudios publicados por la Organización Meteorológica Mundial (WMO, por sus siglas en inglés), los deslizamientos de terreno tienen el poder de alcanzar o superar velocidades de más de 50 km/h, y pueden enterrar, aplastar o arrastrar personas, objetos y edificios completos. En Venezuela, durante diciembre de 1999, después de dos semanas de lluvia continua, deslizamientos de tierra y flujos de lodo se desplazaron por una montaña, destruyendo ciudades y causando un estimado de un poco más de 15,000 muertes.

Las zonas que son más vulnerables en un terreno son en su mayoría zonas de relieve y pendientes pronunciadas, ya que estas con mayor facilidad se reblandece al contacto con el agua. Si por la influencia de algún fenómeno hidrometeorológico, surge un temporal de lluvias en una región determinada que incluya la presencia de montañas, tendremos como resultado el arrastre de grandes cantidades de tierra, roca, arena o lodo que se moverán hacia abajo de manera rápida.

Cuando las pendientes, taludes y laderas de montañas han sufrido degradación en su cubierta de vegetación, principalmente por culpa, de la deforestación (tala de árboles), incendios forestales, urbanización o simplemente por la presencia de arbustos desgastados por congelación y descongelación, serán más propensos a la presencia de deslizamientos de tierra.

Acciones para la reducción del riesgo de desastres

La pérdida económica anual de nuestro entorno urbano a nivel mundial, es originada con la presencia de fenómenos naturales como ciclones tropicales, tormentas invernales, terremotos, tsunamis e inundaciones, se estima que es por más de $300 mil millones de dólares a nivel mundial. Este riesgo económico presenta un verdadero desafío para la agenda global en temas para desarrollo sostenible.

Al emitir pronósticos y advertencias precisas en una forma que se comprenda fácilmente y al educar a las personas sobre cómo prepararse para enfrentar tales peligros, se pueden proteger vidas y propiedades antes de que se conviertan en desastres irreversibles. Miembros de la WMO, en acuerdo con los diferentes Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Nacionales en todo el mundo, se han comprometido en reducir los riesgos de desastres mediante la mejora de los servicios de pronóstico y las alertas tempranas.

Los Servicios Meteorológicos e Hidrológicos Nacionales y los centros especializados de gobierno tienen la responsabilidad de investigar los peligros geofísicos, incluidas las erupciones volcánicas (cenizas en el aire), la contaminación del aire y la superficie urbana, los tsunamis, etc. Con un buen funcionamiento institucional estas dependencias gubernamentales ambientales, harían una reducción de riesgos y desastres naturales favorable para todos las nosotros.

Meteored se vuelve parte de este objetivo al divulgar y dar a conocer información meteorológica efectiva, de primera mano y confiable, con ello pretendemos llegar a todo el público y crear conciencia en el cuidado de nuestra atmósfera y océanos, para así alcanzar una mejor calidad de vida humana y que los peligros naturales sean menos riesgosos.

Publicidad