meteored.mx

Los secretos de los árboles son revelados por la "Dendroclimatología"

Existen muchas formas de entender la climatología, sabemos que esta ciencia utiliza diferentes especialidades para el estudio del promedio y comportamiento de las condiciones climáticas de un lugar durante un período de 30 años o más.

Los "Boabab" son de los arboles más antiguos y diferentes del mundo, esto hace que su estudio sea más arduo. Fotografía de referencia, créditos: 24CMN.

La ciencia que estudia los anillos de los árboles se llama dendrocronología y al estudio de los climas del pasado se conoce como paleoclimatología. Los climatólogos o científicos que estudian el clima, utilizan pistas de núcleos de hielo, depósitos de sedimentos en capas en lagos y mares, la estructura de los arrecifes de coral, así como secuencias de anillos de árboles para aprender sobre los paleoclimas. La especialidad que usa los registros de anillos de árboles para decodificar la historia del clima de la Tierra se llama dendroclimatología.

Los árboles antiguos pueden y nos informan sobre las condiciones terrestres históricas, inclusive mucho antes de que la gente tomara mediciones y registro de datos relacionados al clima. La dendroclimatología combina los patrones de las primeras etapas de los anillos de un árbol vivo con la secuencia formada en las últimas partes de la vida de los árboles viejos y muertos para reunir un registro de paleoclima ininterrumpido que se remonta a miles de años, y así interpretar las fluctuaciones y cambios en nuestros diferentes climas.

Debido a que los árboles son sensibles a las condiciones climáticas locales, como la lluvia y la temperatura, pueden brindar información sobre el clima local del área donde están ubicados; por ejemplo, los anillos de los árboles generalmente se ensanchan en años cálidos y húmedos, y suelen ser más delgados en años fríos y secos, si el árbol ha experimentado condiciones estresantes, como una sequía, difícilmente podría crecer.

Los climatólogos especializados recopilan datos de anillos de árboles de muchos tipos diferentes para formular el registro mas preciso de los climas del pasado. Los árboles no necesitan ser cortados para ver y estudiar sus anillos, actualmente se usa una herramienta especial para perforar un núcleo delgado del tamaño de un lápiz de un árbol vivo, la extracción de dicho pedazo hace muy poco o ningún daño al árbol.

Anillos claros y oscuros de un árbol, El color y el ancho de los anillos de los árboles pueden proporcionar instantáneas de las condiciones climáticas pasadas. Fotografía: Amanda Tromley.

Entendiendo el estudio de los anillos de los árboles

A medida que crece un árbol se le agregan aros, esto indica un nuevo ciclo de crecimiento en el grosor de su tronco, justo debajo de la corteza. Los aros o anillos de colores claros representan la madera que creció en la primavera y principios del verano, mientras que los anillos oscuros representan la madera que creció a fines del verano y el otoño. Un aro claro junto a un oscuro equivale a un año de la vida del árbol.

En una sección transversal de un árbol, los anillos más antiguos son más pequeños y están cerca del centro, mientras que los anillos más jóvenes son más grandes y están cerca del borde exterior. Los árboles que crecen en regiones de latitudes medias a las altas forman anillos que son más fáciles de detectar, derivado del contraste y color que existe entre ellos.

En el caso de los trópicos ya que lo árboles de esta región crecen durante todo el año, agregando madera a sus troncos a una velocidad casi constante. Los árboles de los trópicos generalmente muestran pocos o ningún patrón alternativo de crecimiento oscuro y claro, por lo que es más complejo su estudio.