Estelas de condensación en el cielo

Seguramente te has preguntado alguna vez, ¿porqué se ven líneas de nubosidad perfectamente trazadas en el cielo?, afortunadamente existe una explicación científica, pese a que la madre naturaleza es impredecible la mayor parte de las ocasiones es explicable.

Úrsula Pamela García Úrsula Pamela García 29 Oct 2018 - 16:23 UTC
Captura fotográfica de numerosas estelas de condensación.

Las líneas blancas o estelas de condensación como se conocen en el ámbito meteorológico, se producen principalmente por el desplazamiento de aeronaves, esto es debido al contenido de fuertes fluctuaciones de aire y agua, que están combinados con partículas de combustible quemado y son expulsados por las turbinas y escapes de las aeronaves; en cuanto tocan el exterior desencadenan un proceso atmosférico llamado condensación el cual permite que los gases arrojados se convierten en gotas de agua suspendidas en la atmósfera.

Dependiendo de la cantidad de aire y gases expulsados, al intercambio de temperatura y al contenido de humedad; las estelas de condensación pueden ser más densas, duraderas y favorecer la formación de una nube, o en caso opuesto comienzan disiparse rápidamente.

Es natural que en la atmósfera especialmente en niveles altos, el contenido de humedad y las fluctuaciones de aire den paso a la formación de nubes tipo cirro o cirrus, en ocasiones estas pueden ser totalmente parecidas a las estelas de condensación que dejan los aviones o cualquier tipo de nave aérea. Para diferenciarlas se tiene que hacer un análisis de observación meteorológica y determinar en qué nivel de la atmósfera se encuentran y cuál fue su origen de formación.

Captura fotográfica de estela de condensación vista desde la ciudad.

Una de las herramientas más comunes para observarlas con mayor detalle son las capturas de imágenes satelitales, realizadas desde el espacio. Observaciones científicas han determinado que cuando el aire está seco en la atmósfera, las estelas duran sólo segundos o minutos, pero cuando el aire está húmedo, las estelas pueden tener una duración más larga y expandirse para convertirse en nubes amplias de tipo cirrus, que suelen ser casi idénticas a las de origen natural.

Las estelas suelen reducir la cantidad de radiación solar que llega a la superficie de la tierra, y con ello se aumenta la cantidad de radiación infrarroja absorbida por la atmósfera, como hacen los cirrus con características similares.

Alteraciones atmosféricas relacionadas a la presencia de estelas de condensación

Muchas de las actividades humanas dejan un impacto nocivo en la atmósfera, estas líneas en el cielo son un buen ejemplo de ello. Los gases expulsados de las aeronaves son contaminantes y estos dañan la capas atmosféricas de manera directa e indirecta. Al combinarse los gases contaminantes con el vapor se acidifican las gotas de agua en las nubes y esa contaminación termina precipitando en la superficie.

El aumento de compañías aéreas en los últimos años ha dado como resultado el incremento de estelas, esto por supuesto influye en el proceso natural de intercambio de radiación e iluminación del sol con el planeta tierra, circunstancia que da origen a un calentamiento o enfriamiento irregular en la superficie terrestre y en la atmósfera.

Publicidad