meteored.mx

¿El ADN tiene orígenes extraterrestres?

Los componentes que forman los bloques de construcción del ADN ahora se han identificado en meteoritos, lo que lleva a teorías de que se originaron en el espacio.

Meteorito
Los meteoritos pueden haber traído los componentes básicos del ADN a la Tierra hace millones de años.

Los investigadores que estudian el contenido orgánico de los meteoritos han confirmado por primera vez que todos los ingredientes primarios del ADN y el ARN se pueden encontrar en las rocas espaciales, lo que lleva a cuestionarse dónde aparecieron por primera vez los componentes básicos de la vida.

En un estudio, publicado recientemente en la revistaNature Communications, los científicos describieron la identificación de las cinco nucleobases, que se unen para formar ADN y ARN, en tres meteoritos ricos en carbono.

Anteriormente, solo se habían encontrado tres nucleobases: adenina (A), guanina (G) y uracilo (U) en rocas originarias del espacio. Pero se observaron trazas de timina (T) y citosina (C) en los meteoritos de este estudio, que cayeron a la Tierra en Murchison, Australia, el lago Murray, EE. UU., y el lago Tagish, Canadá.

¿Orígenes extraterrestres?

Los hallazgos apuntan a la tentadora idea de que los ingredientes moleculares necesarios para el desarrollo de la vida en la Tierra no surgieron en nuestro planeta, sino que fueron entregados por millones de años de bombardeo de meteoritos.

Se cree que este proceso pudo haber sido responsable de la entrega de muchos elementos y compuestos que no estaban presentes en la Tierra después de la formación de nuestro planeta, particularmente aquellos con puntos de ebullición bajos, como el agua.

Los investigadores obtuvieron muestras de cada uno de los tres meteoritos, antes de molerlos en polvo para permitir la extracción de materiales orgánicos mediante el uso de agua a presión, una técnica conocida como cromatografía líquida. De esta forma también se encontraron varios isómeros de las cinco nucleobases, además de sus formas comunes.


Si bien los resultados parecen sugerir que los bloques de construcción del ADN llegaron por primera vez a la Tierra a través de un meteorito, todavía hay incertidumbre. Simplemente puede darse el caso de que los meteoritos se hayan contaminado con materia orgánica tras impactar contra el planeta.

Sin embargo, los investigadores descartaron esta opción después de estudiar las concentraciones de nucleobase en los suelos donde se encontraron los meteoritos.

Lago Tagish, Canadá
Lago Tagish en Canadá, donde cayó a la Tierra uno de los tres meteoritos utilizados en el estudio.

"De hecho, detectamos bases nitrogenadas del suelo, pero la distribución y la concentración eran distintas de las detectadas en el meteorito Murchison", dijo Yasuhiro Oba, autor principal del estudio y profesor asociado en la Universidad de Hokkaido.

Además, algunos de los isómeros de nucleobase identificados en los meteoritos eran los que rara vez se ven en la Tierra. Pero dadas las diminutas concentraciones de materiales con los que trabajaba la investigación, aún es difícil concluir con certeza que los orígenes del ADN se pueden encontrar en el espacio.

Para hacer eso, se necesita más investigación, dicen los científicos, quienes esperan que en el futuro puedan estudiar el contenido orgánico de los asteroides en el espacio en lugar de los meteoritos. Si lo hace, excluirá la posibilidad de contaminación de la Tierra, lo que quizás nos permita una respuesta definitiva sobre dónde se originaron los elementos más básicos de la vida.